Segundo domingo de Pascua recordando la Fiesta de la Divina Misericordia

El 12 de abril del 2015, la Iglesia Católica conmemoró la Fiesta de la Divina Misericordia, instituida por Juan Pablo II en el año 2000 el segundo domingo de Pascua.

Nuestra Señora fue recogida el viernes 10 de abril a las 14:00 en el convento de las hermanas Concepcionistas de Santa Beatriz de Silva, y llevada a la Parroquia de San Juan Bautista, Santuario (Diocesano) de la Divina Misericordia en Tenango del Aire, en el Estado de México. El Icono de la Virgen Negra estuvo presente en la misa de 18:00.

“Tenango” viene del náhuatl que significa  “lugar amurallado”. Este sitio ha sido encuentro de importantes intelectuales y artistas por la belleza de sus paisajes y la cercanía a las dos capitales ancestrales, Ciudad de México y Puebla. El presidente Porfirio Díaz, a finales del siglo XIX, agregó “del Aire” debido a los vientos que recorren sus plazas y calles.

El templo se compone de una nave y una capilla integrada en el costado norte, al lado sur se ubica el área del claustro y en ésta las dependencias donde desde el año 1994 residen los sacerdotes Pallotinos. La capilla adjunta funciona como sagrario y lugar de veneración de la imagen del Señor de la Divina Misericordia. También se exponen, con una gran reverencia, las reliquias de Santa Faustina, de San Juan Pablo II y del Beato Miguel Sopocko.

Cada año, el día de la fiesta de la Misericordia, Tenango del Aire se transforma en el punto de reunión donde miles de personas (cerca de 18.000) se presentan con el objetivo de elevar sus peticiones a la Misericordia de Nuestro Señor.

Este día de gran júbilo, la ceremonia eucarística fue precedida por el Nuncio Apostólico. S.E.R. Mons. Christophe Pierre; además contó con la presencia de S.E. Mons. Víctor René Rodríguez Gómez,  II Obispo de Valle de Chalco; S.E. Mons. Luis Artemio Calzada, Obispo de  la Diócesis de Tepic; Pbro. Bartolome Palys, pallotino polaco y párroco de San Juan Batista y dos sacerdotes de la comunidad (P. Yaro y P. Kasimir) quienes se dedicaron a confesar durante todo el día.

El Icono de la Madre de Dios estuvo presente en las misas habituales de 7:00 y 8:00 por la mañana y a las 18:30 por la tarde. Además, se rezó el Rosario de forma especial a Nuestra Señora de Czestochowa, frente al Icono a las 18:00.

A lo largo de la mañana fueron llegando los fieles. Posteriormente la Hermana Eloína, fundadora de las Hermanas del Espíritu Santo y San Francisco de Así desarrolló una amena plática formativa acerca de “El pecado y la Misericordia.”  Cantando y acompañándose de una guitarra dio la bienvenida a todos los peregrinos creando un ambiente de alegría.

José Luis, Beatriz y sus hijos dictaron una introducción testimonial sobre la defensa de la vida, posteriormente comentaron acerca de la historia del Icono de Nuestra Señora de Czestochowa, sobre el trayecto y logros de la peregrinación más larga jamás intentada en la historia de la humanidad, se invitó a mostrar cariño a la presencia de la Virgen y tomarla en cuenta durante la celebración eucarística que se celebraría posteriormente. Para cerrar la familia leyó e invitó a la consagración.

El Icono permaneció posterior a la Fiesta de la Divina Misericordia con esta comunidad de sacerdotes polacos misioneros. Se dejó una urna en la parroquia sede para que los fieles pudieran depositar sus testimonios, ofrendas y peticiones.