Nuestra Señora visita Berlín – La capital de Alemania

Nuestra Bendita Madre arribó a la capital de Alemania, Berlín, en la tarde del 30 de octubre, y se detuvo en el centro de la ciudad, en la Catedral de San Hedwing. Es interesante destacar que esta iglesia fue consagrada en el año 1747 por el arzobispo de Gniezno (Polonia) el Reverendísimo Ignatius Krasicki, conocido por su poesía. En la Catedral de Berlín se encuentra la tumba del Beato Bernhard Lichtenberg, párroco entre 1938 a 1942, defensor de los judíos que fue arrestado por los Nazi y que murió camino al campo de concentración de Dachau.

Después de llegar a la Catedral de San Hedwing y darle la bienvenida al Icono, se celebró la solmene Eucaristía. La reunión en la Catedral de Berlín tuvo lugar en la iglesia superior dentro de un ambiente muy cálido. El celebrante principal fue Canon Horus. Luego de concluir la Santa Misa se rezó el Santo Rosario.

Georg Fleischmann, el coordinador general de la peregrinación en Alemania, escribió: “Como ya hemos experimentado en numerosas ocasiones, un gran poder de atracción reside en el Icono de Nuestra Señora de Czestochowa, despertando una gran confianza en los fieles, que se aplica a todo el mundo, no solo a los polacos”.

Desafortunadamente en Berlín, así como en las anteriores ciudades visitadas en Alemania, no hubo oportunidad de presentar el Icono de Nuestra Señora en el “Móvil de Vida”, ya que tras el accidente en Fulda, el “Móvil de Vida” fue dejado para la reconstrucción y esperar las interminables reparaciones.

En la tarde, el Icono de Nuestra Señora de Czestochowa viajó a la Misión Polaca en Berlín, en la Basílica de San Juan.