Una visita inesperada

Del 2 al 7 de septiembre, Nuestra Señora de Czestochowa estuvo presente en la Parroquia San Jacinto del Búa.

San Jacinto del Búa es una parroquia rural de la provincia de Santo Domingo de los Tsáchilas, ubicado al centro noroeste de Ecuador, a 40 minutos de la ciudad de Santo Domingo; tiene aproximadamente 11.000 habitantes y se encuentra a una altura de 284 metros sobre el nivel del mar.

Por cinco días consecutivos, los feligreses junto al párroco, padre Romel Freire, realizaron el Rosario de la Aurora a las 5h00. Este tiempo es providencial ya que no es época de lluvia y podían salir a las calles principales llevando el Icono con ellos. Así también, todas las noches, a las 19h30, se realizaba la Santa Eucaristía.

Durante esos días se realizó una catequesis familiar con los padres e hijos, sobre el valor de la vida. El padre Romel aprovechó para pasarles unos videos sobre la peregrinación del Icono en otros países y que los feligreses puedan ver cómo reciben al Icono en otras culturas, y así reafirmar la fe en Dios y la veneración a María. Algunos de los movimientos que ayudaron durante estos días fueron Juan XXIII, Pequeños Hermanos de María y Pastoral Familiar.

La noche del domingo aprovecharon para realizar una Serenata a la Virgen, ya que cuentan con algunos coros parroquiales que querían agasajar a la Madre del Salvador. Ese día se entregaron estampitas con el Icono en un lado y en el reverso la oración de San Juan Pablo II de su encíclica Evangelium Vitae.

Para el párroco, padre Romel Freire, esta fue una visita inesperada, ya que no estaban preparados para recibir al Icono Peregrino porque fue avisado con poco tiempo de anticipación. Sin embargo, recalcó que fue una grata experiencia y que a pesar de no tener tiempo suficiente para organizarse, pudieron entregarlo todo a la Madre de Dios. “Tuve más feligreses que en días anteriores, porque todos querían conocerla. Como la gente es muy curiosa, y el Icono es grande y está iluminado, la gente se sorprendió a ver esta Sagrada Imagen y venían a verla. ¡No sé de dónde salió tanta gente!”, comentó de manera jocosa.