El Icono de la Virgen de Czestochowa visita a sus compatriotas

La Comunidad de Hermanas Benedictinas Misioneras Polacas que se encuentran radicadas en Santo Domingo recibieron muy contentas a su Señora y Reina, la Virgen de Czestochowa. El Icono estuvo del 1ro al 5 de mayo en la capilla de la comunidad, donde actualmente están cuatro hermanas:  una ecuatoriana y tres polacas.

Este año, las Hermanas Benedictinas Misioneras disfrutan espiritualmente de varias ocasiones para dar gracias a Dios. El 30 de abril, un día antes de la llega del Icono a su comunidad, en una eucaristía muy solemne celebrada por el Obispo de Santo Domingo, Mons. Bertram Wick y en la presencia de la Madre General Marcelina Kusmierz y de la Hermana Vicaria Bozena Lubiarz, las tres hermanas polacas celebraron sus bodas de plata de vida religiosa e iniciaron la celebración de 100 años de la fundación de la Congregación de las Hermanas Benedictinas Misioneras.

Mientras la imagen estuvo en el convento, las hermanas -con mucha devoción- ofrecieron sus oraciones poniendo sus vidas por la misión en Ecuador en las manos de la Virgen María en el Icono de Czestochowa. Durante esos días, las hermanas se reunieron en la capilla para rezar la liturgia de las horas, el santo rosario y celebrar misa. Les acompañaban en las oraciones las jóvenes de la cooperativa de Juan Eulogio.

Las Hermanas Benedictinas Misioneras llevan una vida llena de oración, del espíritu de sacrificio y de amor a cada persona. La congregación vino a Ecuador en el año 1995, invitada por padre Leon Juchniewicz, párroco de la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, de la Diócesis de Santo Domingo. Desde su llegada se insertaron en el trabajo pastoral a través de la catequesis, infancia misionera, atención a los jóvenes y ancianos y coro de música. Viendo la necesitad abrieron un botiquín con venta de medicina a bajo costo y se dio atención médica. En la parroquia tienen una guardería para niños de los hogares más pobres de la comunidad. Además, coordinan un proyecto de becas escolares para 70 niños con la ayuda de bienhechores de Polonia. Desde 2011 las Hermanas dirigen un centro de acogimiento para 40 niñas y adolescentes.

Virgen María de Czestochowa te pedimos que intercedas por las Hermanas Benedictinas Misioneras en este año tan especial, para que cumplan el envío de Jesús: “Id y proclamad el Evangelio”, y que sepan compartir con felicidad el encuentro con el Salvador.

 

Tarea pública cofinanciada por el Ministerio de Asuntos Exteriores de República de Polonia dentro del marco de Concurso de Diplomacia Pública 2017 – componente "Cooperación en Diplomacia Pública 2017"
La publicación expresa solo los puntos de vista del autor y no puede identificarse
con la posición oficial del Ministerio de Asuntos Exteriores de la República de Polonia.