Diciéndole adiós a México

El bendito Icono de la Virgen de Czestochowa, que recorre el mundo “De Océano a Océano” llevando un mensaje de esperanza por la vida, está por terminar su recorrido por México. Esta es la peregrinación más larga en la historia de la Iglesia, ya que salió del puerto de Vladivostok en Rusia en junio del 2012, visitó algunos países de Asia y de Europa, recorrió Estados Unidos y Canadá, y por dos años ha estado acompañando a los hermanos mexicanos.

A México llegó el 3 de diciembre del 2014, a la ciudad de León en el estado de Guanajuato. Bajo la custodia de las familias de Fundación VidaFlorida junto con la comunidad de la Parroquia San Juan Pablo II & Santo Tomas Moro como "campamento-base" ha sumado casi 25 mil km, recorriendo casi 30 ciudades en los estados de Guanajuato, Querétaro, San Luis de Potosí, Michoacán, Baja California Norte, Puebla, Sonora, Estado de México, Morelos y Ciudad de México. Son 230 visitas las realizadas en la nación guadalupana en las que la Virgen María a través del Icono de Czestochowa compartió con sus hijos y sus familias en comunidades, seminarios, parroquias, encuentros, vigilias, rosarios, procesiones, celebraciones eucarísticas, universidades, colegios e incluso la cárcel. Durante 809 días un recuento de mas de 100 familias de una multitud de países unidos a través de la tecnología custodiaron el icono con oración permanente. Todos los jueves el Santo Rosario por los matrimonios y los sacerdotes custodios de la Vida bajo el patronazgo de San Juan Pablo II & Santo Tomás Moro.

Entre las últimas visitas que precederá están las siguientes:

Sábado 18 de marzo

8h00: Parroquia Franciscana de Santa Catarina. (Francisco Sosa, Coyoacán, CDMX.)

18:00: Parroquia Emperatriz de América, (Mercaderes 99, S. José Insurgentes, CDMX). Eucaristía presidida por Mons. Franco Coppola, Nuncio Apostólico en México con motivo de los 49 años de la Comunidad de San Egidio.

Convivio.

Domingo 19 de marzo

13h30: Solemnidad de San José. Misa de despedida y agradecimiento por los frutos de la visita a México. (Parroquia San Juan Pablo II & Santo Tomás Moro)

Convivio.