Olomouc – Madre, por favor perdona nuestros pecados contra la vida

El 27 de agosto, la peregrinación del Icono en defensa de la Vida en territorio checo llegó a Olomouc. Fue escoltado por una caravana de vehículos. Para recibir a Nuestra Señora, las campanas de la catedral sonaron y se cantó el Salve Regina mientras el Icono entraba al santuario de la Catedral de San Wenceslao (http://www.oldom.cz/). 

La peregrinación de la Madre de Dios en defensa de la vida humana tiene un gran significado en República Checa. 3´260.700 niños han sido abortados en este país desde 1957. Al principio de la ceremonia de la liturgia de la eucaristía, el arzobispo John Graubner, pidió a Dios el perdón por los pecados cometidos contra la vida y se disculpó por el cambio de mentalidad de la nación, que está del lado de la cultura de la muerte. Durante la homilía, dada por el obispo Josef Hrdlicka, hizo notar que Nuestra Señora en su Icono es un regalo especialmente importante de Dios en nuestros días, ya que debido a las circunstancias actuales, estamos siendo infieles a las gracias de la maternidad.

Durante la misa de la noche, en la iglesia dominica, el padre Pavel Mayer OP, recordó una escena del Antiguo Testamento donde Esther le pide a Dios salvar a su pueblo. Nosotros estamos en la misma situación -resaltaba en la homilía- nuestra nación se está desintegrando y estamos en extrema necesidad de la intercesión divina (de María, nuestra Madre). Cada día, cerca de 70 niños concebidos mueren en la nación. Muchas personas no desean criar un hijo, así que destruir la fertilización y a los bebes concebidos se ha convertido en algo muy popular, hoy en día. Miles de niños están esperando en un estado de congelamiento, en el limbo entre la vida y la muerte.

Una cantidad importante de personas participaron en la solemne misa y vigilia hasta la media noche en la iglesia dominica. Un acto significativo y lleno de satisfacción fue el hecho de la activa participación de padres e hijos en los distintos eventos, como la procesión con el Icono por las calles de Olomouc. Miles de folletos con el Acto de Encomendación a la protección de la civilización de la vida y del amor a Nuestra Señora fueron entregados y todavía se ha necesitado imprimir más.

El martes 28 de agosto, el Icono arribó a Koclířov y Hradec Králové.